NANDA-NIC y NOC

La aplicación de la metodología enfermera en el cuidado de cualquier tipo de paciente, es un pilar básico y criterio de calidad y clínica. Partiendo de una valoración enfermera, se aplica el juicio clínico y diagnóstico para la elaboración de un plan de cuidados integral que aborde todas las necesidades del salud de los pacientes. La Enfermería Dermoestética se ocupa del estudio y cuidado integral avanzado de la piel y sus anejos. Se enfoca en las intervenciones orientadas a la restauración, reparación, mantenimiento y prevención del deterioro tisular asociados al envejecimiento, para lograr el más alto nivel de bienestar bio-psico-social en el paciente”

Desde ANEDE os recordamos a todos los socios la vigencia del Real Decreto 1093/2010, de 3 de septiembre, que aprobó el conjunto mínimo de datos de los informes clínicos en el Sistema Nacional de Salud, que explicita en su anexo VIII, el contexto en el que debe de realizarse el acto enfermero con lenguaje propio, recogiendo expresamente las clasificaciones de diagnósticos, intervenciones y resultados NANDA-NIC y NOC.

Desde ANEDE, pensando en su gran utilidad y aplicabilidad clínica, queremos poner a vuestra disposición las interrelaciones NANDA-NIC-NOC para la etiqueta diagnóstica “Deterioro de la integridad cutánea” y en breve, estarán disponibles las interrelaciones de los más frecuentes en Enfermería Dermoestética en la zona privada de los socios en la web.

Agradecemos la autorización para su difusión a D. Daniel Lerma García, enfermero dermoestético, miembro de la Asociación.

001 deterioro de la integridad cutánea ANEDE

Comunicado de ANEDE a sus socios

COMUNICADO
Madrid, 11 de octubre de 2020

La Asociación Nacional de Enfermería Dermoestética (ANEDE), ante la gravedad de las informaciones falaces y sesgadas vertidas en diferentes medios de comunicación, pone en conocimiento de sus socios que estamos trabajando desde hace tiempo en la recopilación de las informaciones y acusaciones que se están vertiendo sobre este sector profesional, para tomar las medidas legales oportunas en cada caso.

Es una constante la puesta en duda de la capacidad y competencia de la Enfermería Dermoestética adquirida por la formación de grado y avalada por la Agencia Nacional de la Calidad y la Acreditación (ANECA), y complementada posteriormente en estudios de postrado universitario, por parte de sectores con intereses que no pasamos a valorar.

Desde esta asociación recordamos a todos los socios la vigencia del Real Decreto 1093/2010, de 3 de septiembre, que aprobó el conjunto mínimo de datos de los informes clínicos en el Sistema Nacional de Salud, que explicita en su anexo VIII, el contexto en el que debe de realizarse el acto enfermero con lenguaje propio, recogiendo expresamente las clasificaciones de diagnósticos, intervenciones y resultados N.A.N.D.A, N.I.C. y N.O.C.

Así mismo, es preciso referirse a la Ley de garantías y uso racional de los medicamentos y productos sanitarios, cuyo texto refundido fue aprobado mediante el Real Decreto Legislativo 1/2015, de 24 de julio, el cual incluye en su artículo 79.1, las competencias de los enfermeros para, de forma autónoma, indicar, usar y autorizar la dispensación de todos aquellos medicamentos no sujetos a prescripción médica y los productos sanitarios, mediante la correspondiente orden de dispensación. En el caso de los medicamentos sujetos a prescripción médica, mediante la aplicación de protocolos y guías de práctica clínica y asistencial, de elaboración conjunta, acordarlos con las organizaciones colegiales de médicos y enfermeros y validados por la Agencia de Calidad del Sistema Nacional de Salud.

Sin más, todo nuestro apoyo al colectivo profesional que desarrolla actividad asistencial dentro del ámbito de la Enfermería Dermoestética.